3 mar. 2010

El PP valenciano quiere evitar la ley de contratos.

Ciegsa pasa a ser como una dirección general

EL PAÍS - Valencia - 03/03/2010

"Funcionará como una dirección general", dijo ayer el portavoz de Economía del PP en las Cortes, José Marí Olano, para explicar el acuerdo del Consell que convierte la empresa Ciegsa en un "medio propio y servicio técnico" de la Generalitat. La socialista Ana Noguera reveló el lunes el cambio de estatutos como una manera de evitar la Ley de Contratos del Sector Público. Marí negó ayer que Ciegsa deje de publicitar sus licitaciones. "Este sistema es usado en otras sociedades como el IVVSA y Vaersa", añadió.


educacióLevante EMV
01 Feb 2005
ANA NOGUERA - Diputada del PSPV-PSOE

Ciegsa es una empresa pública creada para construir colegios. Oficialmente, el entonces presidente de la Generalitat, Eduardo Zaplana, en el 2000 argumentó que esta empresa era necesaria porque así se harían más colegios en menos tiempo: de forma más rápida y eficaz. Pero la realidad ha venido a desmentir estos propósitos, los cuales eran falsos desde su origen. Recopilemos algunos datos:



1) Ciegsa fue incapaz de cumplir sus objetivos: culminar la construcción del Mapa Escolar en el 2003. Hoy estamos en un 50% de su ejecución, lo que indica que hasta el 2008, como pronto, no se terminarán los colegios prometidos. Por tanto, frente a la rapidez prometida: ineficacia. Una lentitud que supone un alto coste social y pedagógico, porque mientras el mar de barracones sigue creciendo en nuestra Comunidad, hasta llegar a la cifra de 15 millones de euros anuales en alquiler de prefabricadas (el coste de 3 ó 4 centros nuevos).

2) Lo que resulta más grave todavía es el alto coste económico que los centros construidos por Ciegsa tienen. Según nuestro estudio comparativo, los centros escolares cuestan dos y tres veces más que en comunidades como Andalucía, Castilla-León, Extremadura, Galicia o Aragón. La explicación del PP siempre ha sido que los precios estaban mal hechos y mal ajustados a la referencia de mercado.

3) Pero lo que ya resulta más sospechoso es la comparación con los centros realizados directamente por la Consellería, y no a través de la intermediaria Ciegsa. Los centros supervisados y controlados por los funcionarios de la Consellería sí se ajustan a los precios medios del resto de España, costando por tanto dos y tres veces menos que Ciegsa: ¿por qué estos precios sí están bien hechos y en cambio los de Ciegsa no?

4) Uno de las irregularidades detectadas por la propia Sindicatura de Cuentas y que es origen de este baile de precios reside en la forma de contratación de los colegios. Ciegsa rompe todas las normas expuestas por la Ley de Contratos del Estado y permite que las empresas presenten precios más altos que el precio de licitación (precio que marca la Consellería). Por tanto, saltándose todas las normas de transparencia, libre concurrencia y competencia leal entre empresas, Ciegsa adjudica a la empresa que considera con un criterio claramente subjetivo. Evidentemente, cuando no existen criterios objetivos para adjudicar, se abre la puerta a toda clase de favoritismos, clientelismos y criterios poco nobles. Lo curioso es que los colegios realizados por Consellería sí cumplen los criterios de adjudicación marcados por la ley. ¿por qué Ciegsa no?

5) No sólo es que los precios de adjudicación están por encima del precio regulado, sino que además luego existen sobrecostes y modificados, de los que no hemos podido ver ningún informe técnico que justifique tales aumentos.

6) Ciegsa ha necesitado crear una superestructura de personal para justificar su creación. Más de 90 personas trabajando, pero con una diferencia frente al funcionario. El funcionario debe pasar una oposición y todos sus exámenes. El personal de Ciegsa se le contrata a dedo: desconocemos cuánto cobran, qué contratos tienen o quiénes son, pero seguro que, entre buenos profesionales, se amontonan comisarios políticos del PP o pago de favores. Hay otra razón importante: un funcionario jamás podría firmar los expedientes que el personal del PP está firmando.

7) Existe un Consejo de Administración en el cual la oposición no está. No podemos ver sus cuentas, ni fiscalizar o controlar los gastos. El único documento al que tenemos acceso es la auditoría anual que realiza la propia Sindicatura de Cuentas. Pero si es dinero público, ¿por qué no podemos conocer su destino? ¿por qué tanto secretismo, tanta ocultación de datos y tan poca transparencia? ¿Por qué no puede comparecer el gerente de Ciegsa, a petición nuestra, en las Cortes?

8) El gerente de Ciegsa, nombrado a dedo por Zaplana y marido de Alicia de Miguel, ha caído en desgracia por no ser campista, pues Ciegsa tampoco se libra de las luchas internas del PP. Ahora bien, ¿es cierto que el gerente cobra más que el Presidente de la Generalitat? ¿Tiene algún tipo de condiciones especiales en su contrato?. ¿Por qué tiene capacidad de firmar y adjudicar directamente obras de hasta 300.000 euros en solitario: algo que no está permitido ni al propio Presidente de la Generalitat?.

Ninguna de todas estas acusaciones han sido desmentidas por el PP, porque no han podido hacerlo. Y quedan muchas más irregularidades administrativas, y quizás de más calado, por comentar. Pero la conclusión es la siguiente: Zaplana crea una empresa; la cual se nutre de todo el dinero público que le traspasa desde la Generalitat; dinero del que no se realizan controles ni auditorías por parte del Parlamento Valenciano; en la que el personal está contratado a dedo, siendo su gran mayoría afín al PP; y cuya ejecución de objetivos no sólo es ineficaz por la lentitud demostrada en la construcción de centros, sino que es claramente irregular e inmoral puesto que cuestan hasta dos y tres veces más que los centros educativos realizados por sus propios compañeros de la Consellería.

¿Por qué construyó el PP Ciegsa?. Ustedes mismos. Pero parece evidente que si ahora Camps no le mete mano a este empresa, desmantela todos los tratos de favor y clientelismo, tira de la manta y límpia la suciedad que se oculta detrás de los expedientes, estará utilizando el dinero público y la noble actividad de construir colegios en lo que yo, y creo que todos, pensamos: todo el dinero no se ha empleado en construir los colegios.

No hay comentarios: